Vitol mantiene contrato con Pemex; su exdirector general en México fue socio de fallecido operador financiero de Los Zetas

  • por

PERIODISMO

Vitol mantiene contrato con Pemex; su exdirector general en México fue socio de fallecido operador financiero de Los Zetas

La firma energética multinacional Vitol mantuvo un contrato con Pemex, al menos hasta febrero de 2022, a pesar de que el presidente López Obrador amenazó con revisar sus negocios en México, después de que la empresa aceptara que durante años sobornó a funcionarios de Pemex. Entre 2012 y 2017, parte del periodo cuando sucedieron los sobornos, detrás de Vitol México estuvo Luis Roca Ramisa, un personaje poco conocido pero clave en el campo petrolero Miahuapan en Veracruz, donde Vitol tiene un contrato no cancelado. Roca Ramisa también fue socio de MTTM Servicios Petroleros, firma que trabajó en Miahuapan antes de que el campo fuera adjudicado a la multinacional. Además de haber tenido intereses en Miahuapan, Roca Ramisa tuvo relaciones societarias poco exploradas, incluyendo con Francisco “Pancho” Colorado, condenado a 20 años de cárcel por ser operador financiero de Los Zetas y fallecido en 2018.

Entre 2012 y 2017, Vitol México tuvo de director general a Luis Roca Ramisa, quien desde 2009 fue socio de Francisco “Pancho” Antonio Colorado Cessa, operador financiero de Los Zetas, en la firma RRL Oilfields. Al momento de su llegada a Vitol, Roca Ramisa ya había sido socio de otra firma, MTTM Servicios Petroleros, junto con Francisco Silva Ramos, señalado como principal socio de Colorado. En 2014, ya con Roca Ramisa como director general, Vitol obtuvo un contrato con Pemex Exploración y Producción (PEP) para explotar hidrocarburos en el campo Miahuapan, ubicado en un territorio de Pemex donde MTTM Servicios Petroleros había trabajado entre 2011 y 2013. Ese contrato entre Vitol y PEP se ha mantenido intacto a pesar de que la multinacional aceptó haber sobornado a funcionarios de Pemex y de que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) encontró irregularidades en su adjudicación.

“Nosotros no podemos trabajar con una empresa que acaba de reconocer actos de corrupción y mucho más en el tema de no saber ni siquiera a qué contratos se refieren y a qué funcionarios se refieren”, dijo Octavio Romero, director de Petróleos Mexicanos (Pemex), sobre Vitol, durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador el 3 de marzo de 2021. En diciembre de 2020 la empresa aceptó haber sobornado a funcionarios de Pemex para ganar contratos.

En esa misma conferencia, López Obrador argumentó que ya había dado la orden a Pemex de pedir a la Fiscalía General de la República (FGR) que iniciara investigaciones en contra de Vitol. Además, dijo que México no aceptaría ningún acuerdo reparatorio si Vitol no revelaba los nombres de los funcionarios públicos que sobornó.

Efectivamente, tres contratos entre PMI Comercio Internacional, una subsidiaria mexicana de Pemex, y Vitol fueron cancelados desde entonces. Sin embargo, a pesar de lo dicho por AMLO y Romero, hasta febrero de 2022 Vitol continuaba con al menos un contrato con PEP, de acuerdo a una respuesta a una solicitud de información obtenida por Quinto Elemento Lab. Detrás de la historia de Vitol en México destaca quién la operó en el país desde 2012: Luis Roca Ramisa, quien ese año se convirtió en director general de Vitol México, de la cual salió en 2017, según lo confirmó a Empower vía llamada telefónica. El contrato de Vitol con Pemex que no ha sido tocado fue otorgado durante su gestión, a la subsidiaria de Vitol, Petrolera Miahuapan, S.A. de C.V., para la explotación del campo Miahuapan, ubicado en el Activo Integral Aceite Terciario del Golfo (AIATG), propiedad de Pemex.

Antes de entrar a Vitol, Roca Ramisa fue socio de MTTM Servicios Petroleros, que tuvo contratos también en el AIATG y Miahuapan entre 2011 y 2013.

El AIATG es un proyecto de Pemex para la exploración y explotación masiva de pozos, a fin de incrementar la producción de petróleo, que abarca partes de los estados de Tamaulipas, Veracruz y Puebla. En 2011 MTTM Servicios Petroleros obtuvo dos contratos en el AIATG: uno en alianza con ADT Petroservicios, empresa de Pancho Colorado, y otro con Asesoría en Ingeniería en Petróleos de México, S. de R.L. de C.V., de la que en ese entonces aparecía el correo de Roca Ramisa como contacto.

Además de MTTM Servicios Petroleros, Roca Ramisa, venezolano por nacimiento y naturalizado mexicano en 2005, formó parte de una red de empresas dedicadas a los hidrocarburos. Fue socio de Pancho Colorado en la empresa RRL Oilfield Services y de Francisco Silva Ramos Silva, socio de Colorado en otras empresas. En algunas de esas firmas, incluida RRL Oilfield Services, Roca Ramisa también compartió sociedad con José Cruz de León Mojarro y Oscar García Rojas, ambos exfuncionarios de Pemex que eran accionistas o apoderados de otras empresas relacionadas con Colorado.

“Vitol no podía no haber hecho un due diligence exhaustivo de una persona a la que iba a contratar como director general y que iba a firmar contratos de Pemex. Se puede hablar por lo menos de algo que levanta sospechas razonadas de alguien que no hizo su trabajo o que eligió no hacerlo”, dijo en entrevista Paulo Díez Gargari, abogado, experto en transparencia corporativa y conocido por destapar tramas de corrupción empresarial, como aquella de OHL México.

Pancho Colorado murió en marzo de 2018 en su celda en Estados Unidos, ya que, en diciembre de 2015, la Corte Federal del Distrito Oeste de Texas lo condenó a 20 años de prisión por “conspiración” y por lavar dinero proveniente del tráfico de drogas que realizaba el grupo criminal Los Zetas. Según las investigaciones del caso, entre 2004-05 Los Zetas entregaron dinero a Colorado para que su empresa, ADT Petroservicios, S.A. de C.V., comprara maquinaria y ganara licitaciones con Pemex.

Posteriormente, Colorado realizó compras de caballos de carrera utilizando a ADT Petroservicios como pantalla. En vida, Colorado desarrolló vínculos económicos con varios individuos propietarios de empresas enfocadas en los negocios del sector energético de México, entre ellos Luis Roca Ramisa, Francisco Silva Ramos, José Cruz de León Mojarro y Oscar García Rojas. A su vez, Roca Ramisa y Silva Ramos fueron socios en MTTM Servicios Petroleros.

En los documentos mercantiles de MTTM Servicios Petroleros, Francisco Silva Ramos se identificó como empresario, originario de Tamaulipas y nacido el 19 de abril de 1970. Sin embargo, su relación más relevante, además de aquella con Colorado, es con su hermano, Alberto Silva Ramos, político activo del Partido Verde Ecologista y expresidente municipal de Tuxpan. Entre 2014 y 2016 fue vocero del gobierno de Veracruz, precisamente donde operó MTTM años antes. Durante ese tiempo se le atribuye la creación de empresas fantasma para adquirir contratos del gobierno y, al mismo tiempo, haber adquirido lujosas propiedades en Costa Rica y Estados Unidos

La relación entre ADT Petroservicios y MTTM Servicios Petroleros

En 2007, ADT Petroservicios, propiedad de Pancho Colorado, junto con Ramón Segura Flores, adquirió 6.74 hectáreas de la reserva territorial de Coatzacoalcos “El Ostión” a un precio inferior al del mercado. En el expediente reportado por Eje Central, aparece Alejandro Sánchez Rosales como representante legal de la empresa, quien posteriormente fue director de Obras Públicas en el municipio de Tuxpan durante la presidencia municipal de Alberto Silva Ramos (2010-13).

Aunque en MTTM Servicios Petroleros Colorado no figura como socio, la agencia de noticias Reuters reportó que, según el agente especial del Servicio de Impuestos Internos (IRS) de Estados Unidos, Michael Fernald, esa empresa fue usada por Colorado para evadir el veto contra ADT Petroservicios, inhabilitada para participar en contratos públicos en México en 2009.

Mientras tanto, Ricardo Barrera, director ejecutivo de la institución financiera UBS en 2011, declaró como parte del juicio de Estados Unidos contra Francisco Colorado Cebado, hijo de Pancho Colorado, que aunque no conoció a Roca Ramisa, sobre MTTM recordaba que “era una de las últimas nuevas compañías que Colorado quería establecer”.

UBS hacía gestiones para Colorado y sus empresas y, como prueba en la investigación del gobierno estadounidense, se entregó una tabla de compañías relacionadas a ADT Petroservicios y Tresco (Transportación Especializada Colorado, de Pancho Colorado), donde aparece MTTM Servicios Petroleros y se identifican a Roca Ramisa y Silva Ramos como sus socios.

Entre 2002 y 2011, ADT Petroservicios ganó 58 contratos con Pemex y el gobierno de Veracruz por 255.53 millones de dólares. Uno de esos contratos fue con MTTM Servicios Petroleros en el AIATG.

Roca Ramisa dice que fue sólo un “consultor técnico” de Colorado

En julio de 2011, PEP firmó el contrato 424011853 con MTTM Servicios Petroleros, fundada apenas cinco meses antes por Francisco Silva Ramos y Luis Roca Ramisa, según el Registro Público de Comercio de Poza Rica, Veracruz. En el contrato, obtenido por Empower, sólo aparece Silva Ramos como representante; sin embargo, fue a través de esta contratación que la empresa de Roca Ramisa conoció el campo petrolero Miahuapan, que debía ser explorado por MTTM Servicios Petroleros en búsqueda de reservas de hidrocarburos.

En mayo de 2012, Roca Ramisa entró a la dirección de Vitol México. Un mes después, vendió sus acciones en MTTM Servicios Petroleros. En el registro mercantil de MTTM no se aclaró quién se quedó con su participación, sino que en el lugar de comisario que tenía Roca Ramisa quedó Julián Ramón Matesanz Cedrun. Ese mismo mes, Estados Unidos acusó a Pancho Colorado de ser operador financiero de Los Zetas.

Entre 2013 y 2020, durante la gestión de Roca Ramisa como director general en México, Vitol tuvo 91 contratos con Mex Gas Supply, subsidiaria de Pemex Transformación Industrial, de acuerdo con información obtenida por Quinto Elemento Lab, además de al menos cinco contratos con PEP y Pemex Etileno entre 2014 y 2018. De los últimos, dos de ellos fueron Contratos Integrales para la Exploración y Producción (CIEP) con PEP en 2014. En esos dos contratos Vitol participó a través de Petrolera Miahuapan y Vitol Energy México en uno, y de Petrolera Amatitlan y también Vitol Energy México en otro. La vigencia de ambos fue por 35 años, es decir, a finalizar en 2049.

Precisamente el contrato 424104805 entre Petrolera Miahuapan, Vitol Energy México, su socia GPA Energy, S.A. de C.V. (empresa mexicana productora de gas natural) y PEP fue para “ejecutar todas las actividades necesarias para la producción de hidrocarburos dentro del área contractual”, en exactamente la misma zona del campo Miahuapan.

Miahuapan se ubica dentro del AIATG de Pemex, la misma zona donde MTTM Servicios Petroleros, con Roca Ramisa como socio, había participado en años anteriores, según se puede comprobar con los anexos de ambos contratos en manos de Empower.

Según el LinkedIn de Roca Ramisa, hasta el cierre de esta publicación sigue siendo director general de Vitol en México, además de director de PetroGlobal, una firma ubicada en Houston, Texas. Empower llamó al número de PetroGlobal, contestado por Roca Ramisa, quien confirmó no ser director general de Vitol desde 2017 y negó que hubiera usado cualquier tipo de información adquirida durante su tiempo en MTTM Servicios Petroleros a favor de Vitol.

Con respecto a Roca Ramisa, el abogado Díez Gargari, aclara que “por supuesto que tenía un conocimiento que otros no tenían, ¿hasta donde eso es prohibido o ilegal? Pues no, porque son privadas. Pero el solo hecho del conocimiento sí abre las puertas”.

Sobre su relación accionaria con Pancho Colorado, Roca Ramisa se limitó a responder que lo conoció por ser “alguien conocido dentro del sector energético en México” y que sólo fue “consultor técnico” para él. Sin embargo, se negó a explicar por qué aparece como socio de Colorado en RRL Oilfield Services si sólo hizo consultorías. Tampoco informó por qué, a la muerte de su socio, no se registró movimiento accionario en la empresa.

“Él (Roca Ramisa) tendría que acreditar que le falsificaron firmas o documentos, pero no puedes ser socio de una empresa en la que no accediste a ser socio. El notario supuestamente se asegura de que las firmas y las personas son quienes dicen ser”, explica Díez Gargari, también dueño del despacho DGT Díez Gargari.

Ante la solicitud de entrevista o respuesta a un cuestionario, Roca Ramisa se negó a proporcionar su correo electrónico. Empower le envió un cuestionario al correo electrónico de una de las empresas donde es socio y al de PetroGlobal, sin que se haya recibido respuesta hasta el cierre de esta edición.

Investigación en curso

De haberse cumplido los dichos de Octavio Romero, director de Pemex, sobre que Vitol no tendría negocios en México hasta que no dijera a qué funcionarios de Pemex había pagado los sobornos, el contrato de Petrolera Miahuapan y Vitol Energy México debió de ser cancelado o por lo menos suspendido.

El 15 de diciembre de 2020, Pemex presentó una denuncia de hechos ante la FGR, solicitando que se investigaran los sobornos que Vitol aceptó haber hecho a funcionarios de Pemex entre 2015 y 2020. En el documento, obtenido por Quinto Elemento Lab, Pemex se basó en lo publicado en medios de comunicación y en lo presentado en la corte de Estados Unidos.

Sin embargo, hasta noviembre de 2021, los pagos realizados a Petrolera Miahuapan no estaban siendo investigados como parte de la carpeta de investigación FED/FECC/FECC-CDMX/0000035/2021, según admitió Pemex a Empower vía un recurso de revisión. Hasta julio de 2021 esa carpeta seguía en proceso de integración, de acuerdo con lo que contestó PEP a una solicitud de información presentada por Quinto Elemento Lab.

Auditoría de Pemex testada

A raíz de lo declarado por Vitol se hicieron auditorías y algunas aún están en curso. Por un lado, en enero de 2022 PEP informó a Quinto Elemento Lab vía una solicitud de información que se auditó el contrato con Petrolera Miahuapan en la auditoría AU-021-2021, aplicada del 9 de abril al 17 de diciembre de 2021. El objeto de dicha auditoría era “verificar los mecanismos de control establecidos para la adecuada ejecución de los trabajos contratados, la programación establecida, así como del adecuado reconocimiento de los gastos presentados y que los recursos erogados están debidamente soportados”.

Aunque la orden de hacer la auditoría surgió de los casos de soborno declarados por Vitol, el resultado de la misma está testado. Entre la información oculta están los hallazgos de la auditoría, los montos por aclarar y las recomendaciones, por lo que no se sabe si Vitol cumplió o no las observaciones. Aún así, Pemex confirmó a Quinto Elemento Lab que “no se cuenta con antecedentes relacionados con rescisión y/o cancelación de los contratos antes referidos, derivados de los servicios de auditoría practicados”.

ASF encontró irregularidades en el contrato de Petrolera Miahuapan

Por su parte, la Auditoría Superior de la Federación identificó que GPA Energy transfirió su participación en el contrato para el campo petrolero Miahuapan a favor de Vitol E&P, B.V., según la auditoría de cumplimiento 2020-6-90T9G-19-0427-2021, que revisa la cuenta pública de 2020. Así, quedaron como obligadas solidarias Vitol Energy México y Vitol E&P.

En el convenio modificatorio del contrato, firmado en julio de 2015 y obtenido por Quinto Elemento Lab, todavía firma Roca Ramisa como apoderado general de Vitol Energy México y apoderado especial de Vitol E&P. A lo largo de 2015 la firma registró movimientos de funcionarios y apoderados para quedar únicamente aquellos relacionados a Vitol.

En 2020, se pagaron 193,454 millones de pesos sin IVA por ese contrato, según la ASF. Mientras que, vía una respuesta a una solicitud de información, Pemex informó que, al menos hasta octubre de 2021, había realizado pagos a Petrolera Miahuapan.

En cuanto al contrato 424104804 para el campo petrolero Amatitlán, Vitol transfirió su participación a favor de Gimsa División Industrial y GPA pasó la suya a Lumex Amatitlán y Lumex Holding, como relata la ASF. Lumex forma parte de la multinacional Lukoil.

Aún así, la ASF encontró varias irregularidades en el inicio de ambos procesos de contratación. Para empezar, Pemex solicitó cotizaciones a las empresas sin justificar por qué a ellas. Además, “no se acreditó con evidencia documental que Vitol y GPA cumplieron los requisitos técnicos, comerciales y económicos”. También, las contratistas invirtieron inicialmente menos dinero que el que marcaban las bases, sin justificación alguna.

Cabe destacar que para ambos contratos, en la propuesta enviada por Vitol y GPA, aparecía la empresa COMESA, que fue formada en 1968 en consorcio entre Pemex y Schlumberger, firma franco-estadounidense acusada de corrupción en 2007. Sin embargo, al momento de la firma de los contratos y al realizar los trabajos, COMESA ya no apareció. La ASF emitió una observación a ambos contratos porque no hubo un documento que justificara la salida de COMESA.

Roca Ramisa fue gerente de mercadotecnia de Schlumberger para México, América Central y el Caribe en 2004, según la revista Oilfield Review. Mientras que el libro Política Energética citó a Roca Ramisa como director general de esa empresa en 2005.

GPA Energy dijo no poder responder a un cuestionario enviado por Quinto Elemento Lab por tener “convenios de confidencialidad”.

Petrolera Miahuapan

Petrolera Miahuapan fue constituida en junio de 2014 por Vitol Energy México, S.A. de C.V. y GPA Energy, S.A. de C.V., como una sociedad de propósito especial para ejecutar el contrato de producción de hidrocarburos en el área Miahuapan con PEP. Vitol fue el socio mayoritario en ese entonces y sería el único socio un año después cuando adquirió las acciones de GPA. Además, aparecían Roca Ramisa y Shahveer Kapadia, también alto funcionario de Vitol, como apoderados legales, según los documentos obtenidos en el Registro Público de la Propiedad y de Comercio de la Ciudad de México.

En marzo de 2015, las socias hacen una escisión de la empresa y, aunque en los documentos del Registro no dicen a favor de qué empresa o de quién, los siguientes movimientos registrados son nombramientos de trabajadores de Vitol como apoderados y miembros del consejo de Petrolera Miahuapan. En 2017 Roca Ramisa seguía como apoderado y, hasta 2018, a pesar de que según él salió de Vitol un año antes, renunció como secretario de la empresa, según documentos del Registro Público de la Propiedad y de Comercio de la Ciudad de México.

También destacan abogados corporativos del despacho MCM Abogados. Entre ellos, Manuel Cervantes Mosqueda, un abogado corporativo en la industria de petróleo y gas que ha representado a varias empresas, algunas ligadas directa o indirectamente a la red de Pancho Colorado. En Petrolera Miahuapan, Cervantes Mosqueda aparece por primera vez en noviembre de 2019 como secretario.

En 2005, Cervantes Mosqueda fue representante legal de Recursos Omega, subsidiaria de Key Energy Services México, una empresa acusada de corrupción en 2016. Ocho años antes, esa firma tuvo a José Cruz de León Mojarro, socio de Roca Ramisa y de Pancho Colorado en RRL Oilfield Services, como representante legal.

De acuerdo con la Securities and Exchange Commission (SEC) en Estados Unidos, Key Energy utilizó dos subsidiarias, Key Energy Services de México, S.A. de R.L. de C.V. y Recursos Omega, S. de R.L. de C.V., para sobornar a funcionarios de Pemex a cambio de información privilegiada para ganar licitaciones. Mientras tanto, en el Registro Nacional de Inversiones Extranjeras (RNIE) en México, Cervantes Mosqueda aparece como representante legal de Recursos Omega. Entre junio de 2018 y septiembre de 2020, el abogado aparece como secretario suplente del consejo de administración de Vitol Energy México.

El último movimiento registrado de Petrolera Miahuapan fue en junio de 2021, tres meses después de que AMLO amenazara con revisar los contratos de Vitol en México. El 30 de junio de 2021 Petrolera Miahuapan amplió su objeto social para poder proveer más servicios a Pemex y a otras empresas.

Pancho Colorado y su red de empresas

Mientras Roca Ramisa y Silva Ramos concretaban el negocio entre MTTM Servicios Petroleros y Pemex para el Activo Integral Aceite Terciario del Golfo, donde está el campo de Miahuapan, Roca Ramisa tenía al menos una sociedad con Pancho Colorado.

En febrero de 2009, los dos personajes, junto con J. Cruz de León Mojarro y Gustavo García Rojas, ambos exfuncionarios de Pemex, constituyeron la empresa RRL Oilfield Services, en Poza Rica, Veracruz. Aunque no se tiene registro de que esa firma haya tenido contratos públicos, por temporalidad coincidió con MTTM Servicios Petroleros, que sí fue usada por Ramisa y Silva para ganar contratos con Pemex.

Oscar García Rojas, socio y administrador de RRL Oilfield Services, trabajó para PEP, siendo superintendente en 2003 del área de recursos materiales de perforación y mantenimiento de pozos en la delegación norte. Mientras que José Cruz de León Mojarro también es un extrabajador de PEP, donde fue gerente de perforación y mantenimiento de pozos en la región norte. Después de su salida de Pemex, salvo por sus apariciones en las empresas constituidas con Roca Ramisa, Pancho Colorado y Silva Ramos, se les pierde el rastro a ambos personajes. Roca Ramisa, de León Mojarro y García Rojas también comparten sociedad en Chicontepec Engineering Services, constituida en 2007.

Hasta 2021 no se tiene registro de que Roca Ramisa haya dejado de ser socio de RRL Oilfield Services, ni de ningún otro movimiento en la empresa, ni siquiera después de la muerte de Pancho Colorado, según los documentos entregados por el Registro Público de Comercio de Poza Rica.

Colorado y Silva Ramos, a un paso de Roca Ramisa

En 2005, Silva Ramos y Colorado fundaron La Rosa de la Huasteca en Tuxpan, en 2009 Silva le otorgó un poder general a Colorado en su empresa Piiggs del Noreste y, en 2005, Colorado le dio un poder a Silva Ramos en su firma ADT Petroservicios. Además, Silva Ramos aparece como representante legal de los contratos de ADT Petroservicios con el gobierno de Veracruz y Pemex, incluido en el que fue en consorcio con MTTM Servicios Petroleros para el campo Miahuapan.

Es decir, Roca Ramisa no sólo fue socio de Pancho Colorado directamente al menos en una empresa, sino de Silva Ramos, uno de los personajes más cercanos al operador financiero de Los Zetas.

Roca Ramisa ha mantenido un perfil bajo. Además de saberse que se naturalizó mexicano con 49 años, el 7 de diciembre de 2021 compró, junto con su esposa (también venezolana), una casa en Ridgeburg Court, Houston, Texas, según se puede comprobar en el registro de propiedades de Harris County Clerk.

Con su hijo, Luis Daniel Roca Bartoli, egresado de la carrera de abogacía de la Universidad Anáhuac y naturalizado mexicano en 2008, comparte sociedad en Terra Energy Group. En la constitución de ella, ambos declararon tener domicilio en dos casas diferentes en Parques de la Herradura, una zona de clase alta en el Estado de México. Daniel Roca también tiene propiedades en Houston.

El 19 de mayo de 2022, Romero y AMLO anunciaron que Vitol ya había revelado los nombres de los funcionarios de Pemex a quienes sobornaron. De acuerdo con el abogado Paulo Díez Gargari, en caso de que el conflicto se resuelva por la vía política, como es probable que suceda, y no con una inhabilitación de Vitol, debería de al menos “haber acuerdos por escrito y una supervisión estricta sobre la empresa y sus negocios en México por un determinado número de años”.

Además, a decir del experto, los contratos firmados con Vitol deberían de prever una cláusula de terminación cruzada, esto es, si hay corrupción en contratos que estén relacionados de alguna forma con otros, todos deben ser revisados y terminados porque es probable que la corrupción haya llegado a ellos también, incluso si se firmaron antes.

Hasta ahora, según la información pública y no confidencial, las autoridades e investigaciones han ignorado a actores clave en la trama de Vitol, como lo fue Roca Ramisa durante su dirección de la empresa en México, e incluso antes. Investigar los vínculos de Roca Ramisa con Pancho Colorado y Silva Ramos se vuelve esencial para entender quién dirigía a Vitol en México. A su vez, revisar la actuación de Vitol en el pasado y no sólo a partir de los sobornos ayudará a echar luz en el comportamiento poco transparente de esa corporación y, por ende, en el sector energético mexicano, controlado principalmente por Pemex.

Vitol respondió a Empower vía correo electrónico que cuenta “con procedimientos de due diligence integrales y en continua mejora”. Aclaró que Roca Ramisa entró en 2012 y salió en 2018, y desde entonces “la empresa no tiene conocimiento de sus actividades”. Y negó haber tenido relación con Francisco Colorado Cessa, además de informar que no ha sido notificada sobre ninguna investigación criminal sobre sus negocios a través de Petrolera Miahuapan.

Pemex no respondió a la solicitud de entrevista ni al cuestionario enviado por Empower.

Quinto Elemento Lab aportó información a esta historia.

*Este reportaje forma parte de un proyecto de investigación sobre violencia, corrupción y desaparición forzada que ha vivido la sociedad en Veracruz desde la administración de Javier Duarte de Ochoa en adelante. Empower ha trabajado desde hace tres años en documentar las violaciones a derechos humanos en ese estado. Próximamente las tres investigaciones podrán consultarse en la siguiente liga: https://crimenesgraves.empowerllc.net.

Si deseas ver las fuentes de información da clic aquí.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

Suscríbete a nuestro newsletter

OTRAS ENTRADAS